Cómo invertir en los países europeos que crecen por encima del 4%

Home \ De Economia \ Cómo invertir en los países europeos que crecen por encima del 4%

Laura Rey.

Hay vida más allá de la zona euro. Turquía, Polonia, República Checa, Finlandia, Noruega y Suecia son los países en los que se espera un mayor aumento de su PIB para 2011.

Pasan inadvertidos, se encuentran en el norte y este de Europa, y si se fija más en ellos, observará que se están haciendo un nombre destacado porque han dejado atrás la crisis.

Una carta de presentación que bien podía haber salido de la boca de José Luis Uribarri momentos antes de que salieran a escena los países en cuestión en el festival de Eurovisión. Sin embargo, en este caso en lo que nos centramos no es en la escenificación, en los bailarines, la coreografía o la voz del cantante. Nos interesan datos como la previsión del PIB de estos estados (Producto Interior Bruto), lo que cuesta asegurarse de su impago o el comportamiento de sus bolsas.

Algunos se podrían catalogar como países emergentes, y otros están a años luz de muchas naciones de la zona euro. Turquía, Polonia, República Checa, Finlandia, Noruega y Suecia son los países más atractivos en cuanto al crecimiento que se prevé para este ejercicio según la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE). De todos ellos se espera un crecimiento superior al 4 por ciento.

Y es que Europa va más allá de la zona euro, y aunque la actualidad se centra en Grecia -ante la inminente reestructuración de su deuda-, hay grandes joyas por descubrir o algunas que están en un segundo plano para el inversor. Desde elEconomista hemos seleccionado estos países según la previsión del PIB y hemos escogido el fondo que invierte en cada uno de estos estados, o que, en su defecto, más exposición tiene en el país en cuestión.

Pero antes de entrar en materia, por qué no primero damos una vuelta por los lares de estas naciones y desciframos los aspectos que les hacen más atractivos. Para un análisis más profundo es mejor diferenciar a estos seis países en dos grupos: por un lado los nórdicos (Noruega, Suecia y Finlandia) y por otro, los de Europa del Este (Turquia, Polonia y República Checa). Sin más preámbulos comencemos a descubrir sus encantos.

Los países nórdicos

El mérito de Noruega, entre otros, es estar en el primer puesto de los países con menor riesgo financiero. O dicho de otra manera, es el país más seguro si está pensando depositar su dinero. Su seguro contra impago (CDS) es el más bajo del mundo, cotiza a 15,83 puntos y en lo que va de año ha cedido casi un 30 por ciento. Sin embargo, no sólo es el más seguro, sino que su previsión de crecimiento también le hace atractivo. Según los datos de la OCDE, se espera un incremento en su PIB del 4,6 por ciento. Gran parte de su fortaleza viene de la mano del petróleo, ya que Noruega se posiciona como el séptimo productor mundial. Sin embargo, no es impasible a la crisis y actúa en consecuencia. El jueves, el Banco Central de Noruega elevó los tipos de interés un cuarto de punto, hasta el 2,25 por ciento. Según el gobernador Oeystein Olsen, en declaraciones a Bloomberg, este primer incremento en lo que va de año se ajusta al intento de dirigir la recuperación económica del segundo país más rico per cápita y donde el desempleo ha caído por debajo del 3 por ciento. Ante este contexto, le presentamos el fondo que se comercializa en España e invierte en el país: SSgA Norway Index Equity Fund P EUR. Este fondo made in Norway tiene más del 65 por ciento invertido en el sector industrial.

Sigamos por Suecia, que ocupa la segunda posición en el escalafón de países con la cotización más baja del CDS -registra 21 puntos básicos- y dentro de los países nórdicos su parqué está siendo el que se anota números positivos en lo que va de año. En el caso del país sueco, el fondo más interesante es SSgA Sweden Index Equity Fund P. Su rentabilidad anualizada de los últimos cinco años es mayor al 6 por ciento y si se atiende a los últimos tres años, este rendimiento supera el 8 por ciento. Entre sus principales posiciones está la teleco Ericsson, que supone más del 11 por ciento de su cartera. Esta compañía avanza en lo que va de año más de un 20 por ciento. Sin ir más lejos, el pasado jueves registró máximos en 52 semanas.

 

El último país nórdico es Finlandia, que también registra unos níveles contra impago más que atractivos. Su PIB para este 2011 es el más alto de los tres países; según la OCDE se prevé un aumento del 4,8 por ciento. Sin embargo, su índice bursátil el OMX Helsinki Index, es el único de los tres países escandinavos que en lo que va de año no consigue rendimientos positivos. Últimamente Finlandia está protagonizando titulares en la prensa económica ante la oposición en un principio al rescate de Portugal. Sin embargo, de acuerdo con Bloomberg, el ministro de Finanzas, Jyrki Katainen, presentará su apoyo con condiciones el próximo 16 de mayo en el consejo de ministro de finanzas de la Unión Europea. Para invertir en este país no hay ningún fondo que se comercialice en España y se centre en él por lo que se ha seleccionado el producto de inversión que más exposición tiene al país finés. Nordea-1 Nordic Equity AP centra más de un 18 por ciento de su cartera en Finlandia. El sector industrial, al igual que el fondo de Noruega, es el que más peso tiene dentro del fondo. No obstante, para encontrar una compañía finlandesa en las principales posiciones hay que irse al décimo puesto en el que se sitúa la teleco Nokia, con casi un 3 por ciento. La compañía está en horas bajas, con una recomendación de venta por parte del consenso de mercado, cede en lo que va de año más de un 20 por ciento.

Los países del Este

En esta zona geográfica Turquía, Polonia y República Checa son los países en los que se espera mayor crecimiento en cuanto a PIB, tanto para 2011 como para 2012. Y no es para menos. Según un informe de Raiffeisen Capital Management sobre los mercados emergentes, los países de Europa Central y Oriental (PECO) se mantienen en la senda de la recuperación económica, explicando que “el incremento de la producción industrial, provocado por una mayor demanda exterior, está generando cada vez más empleo”.

No obstante, no es oro todo lo que reluce. Los países emergentes no comenzaron el año con buen pie. El temor a una burbuja en estos mercados llevó a que muchos inversores salieran de estos países. Sin embargo, “la tendencia es volver a los emergentes, que ya se están adelantando a las subidas de tipos” apunta Claudio Brocado, gestor de mercados emergentes de Batterymarch, filial de Legg Mason, ya que “el temor en un principio a la deflación en los países desarrollados ha provocado que no haya un aumento de los tipos de interés, sobre todo en EEUU, pero pronto las tornas cambiarán y el dinero saldrá para volver a emergentes”.

En el caso de Turquía -con negociaciones para una posible entrada en la Unión Europea- ofrece una suculenta previsión de crecimiento para 2011 -de más del 11 por ciento-, que se sumaría al que ya registró en 2010 de más del 9 por ciento. Sin embargo, según el citado informe, el déficit por cuenta corriente turco continúa siendo problemático. Aunque la inflación parece estar de momento bajo control, una posible subida de los precios de las materias primas supondría una amenaza. Para invertir en Turquía el fondo más rentable es HSBC GIF Turkey Equity A Acc. Aunque en lo que va de año registra números rojos, se anota una rentabilidad anualizada a tres años de casi el 20 por ciento. Este producto de inversión centra más de la mitad de su cartera en el sector bancario.

Viajamos hasta tierras polacas donde el país continúa mostrando una economía muy robusta. En 2010 creció un 4,4 por ciento real, siendo la demanda interior el principal motor de ese crecimiento. Su talón de aquiles es la inflación, que se ha alejado del objetivo del BCE, y ha superado también las previsiones del mercado. A la hora de invertir en este país habrá que fijarse en los fondos que invierten en Europa del Este. Parvest Equity Europe Converging D es el que mayor exposición tienen al país polaco. También, al igual que el fondo centrado en Turquía, su peso está volcado en el sector bancario. Pero a diferencia de el último se anota una rentabilidad en el año de más del 5 por ciento. Sin embargo, algunos gestores dudan de la solvencia en el sistema bancario de Europa del Este. La causa para esta desconfianza es el endeudamiento de las entidades de estos países en divisas como el euro o franco suizo.

Y por último, la República Checa, que ayudada por una sólida demanda exterior procedente sobre todo de Alemania, ha dejado claramente atrás los niveles de la crisis. Tanto las exportaciones como las importaciones continúan presentando unas altas tasas de crecimiento interanual, y también la producción industrial se halla en un nivel notablemente superior, aunque no parece estar teniendo un reflejo amplio en la economía interior. El fondo con más exposición en este país es Generali IS Centr&East Europ Eqs DX que tiene 4 estrellas Morningstar (la máxima calificación son 5 estrellas).

elEconomista.es

ABOUT THE AUTHOR: Blincacequias

RELATED POSTS

A %d blogueros les gusta esto: