El sector inmobiliario en EE.UU. peor que en la Gran Depresión

Home \ De Economia \ El sector inmobiliario en EE.UU. peor que en la Gran Depresión

Carlos Montero.

Uno de los factores en los que se debe apoyar un crecimiento económico global de forma sostenida, es la recuperación definitiva del sector inmobiliario en EE.UU. El efecto de destrucción de riqueza que produce entre los ciudadanos de este país, daña considerablemente su capacidad de consumo, y con ella la inversión empresarial, y el potencial de crecimiento económico. Esto independientemente del efecto en la restricción del crédito bancario, y en el empeoramiento en los balances del sistema financiero. Entonces la pregunta que hay que hacer es, ¿cómo está el sector inmobiliario en EE.UU.? La desalentadora respuesta nos la da el analista Jeff Cox.

Ya es oficial: La crisis inmobiliaria que comenzó en 2006 y recientemente ha entrado en una recaída, es ahora peor que en la Gran Depresión.

Los precios han caído un 33% desde que el mercado colapsó, frente al 31% que cayó en la década de 1920, y que culminó a principios de la década de 1930.

Esta noticia surge mientras que la Reserva Federal considera que si la economía se ha recuperado con la suficiente fuerza como para sostenerse así misma, y mientras que la tasa de desempleo se sitúa en el 9,1%, poniendo en duda si esta recuperación es real.

“La fuerte caída de los precios de la vivienda en el primer trimestre del año, confirma que esta crisis ha ido más allá, y de una forma más rápida, que durante la Gran Depresión”, afirma Paul Dales, economista de Capital Economics en Toronto.

De acuerdo con Case-Shiller, que proporciona los datos del sector vivienda más seguidos, los precios cayeron un 1,9% en el primer trimestre, un movimiento que la empresa interpreta como un claro doble suelo en precios.

Dales cree que las caídas aún no han finalizado.

“El único consuelo es que los últimos datos mensuales muestran que al final del primer trimestre los precios comenzaron a caer a un ritmo más modesto. Sin embargo, los precios probablemente caigan un 3% adicional este año, para totalizar un 5%.

La tasa hipotecaria a 30 años está alrededor del 4,5%, justo por encima de su mínimo histórico en el 4,2% de octubre de 2010. La relación de los costes hipotecarios frente al alquiler está por debajo del 7%, mientras que el ratio precio-renta está un 23% por debajo de su media histórica. Los precios inmobiliarios continúan cayendo a pesar de su accesibilidad.

Sin embargo, otros factores están limitando al mercado. Después de las consecuencias de la debacle de las hipotecas subprime, en la que millones perdieron sus hogares cuanto no pudieron pagar sus préstamos, los bancos cambiaron sus normas.

Ahora más de 4 de cada 5 hipotecas requieren un pago inicial del 20%, y los estándares de crédito se han endurecido. Al mismo tiempo, las ejecuciones continúan acelerándose, llevando más oferta al mercado y presionando los precios a la baja.

Las hipotecas “bajo el agua”, aquellas en las que los propietarios deben más de lo que vale la casa, representan el 23% de los propietarios que están en peligro de impago. Por otro lado, 4,5 millones de hogares tienen al menos tres pagos atrasados, o están en proceso de ejecución hipotecaria. El promedio histórico es de 1 millón.

Como vemos, la situación en el sector inmobiliario de EE.UU. dista mucho de ser la ideal para sostener una recuperación económica. De ahí nacen gran parte de las incertidumbres actuales de los mercados financieros, y su previsión de que el crecimiento en la segunda mitad del 2011 y en todo el 2012, podría sorprender a la baja.

ABOUT THE AUTHOR: Blincacequias

RELATED POSTS

A %d blogueros les gusta esto: