China, entre el Hard Landing y el Soft Landing. La recuperación económica mundial dependerá de ello.

Home \ De Economia \ China, entre el Hard Landing y el Soft Landing. La recuperación económica mundial dependerá de ello.

Carlos Montero.

Ayer, la especialista en mercados asiáticos Jim Antos de Mizuho Securities Asia, advertía a los inversores de la actual situación de deuda en China, y contradecía la complacencia de la comunidad financiera con la estructura de crecimiento de este país. “En una escala de 1 a 10, Grecia sería el 10 en términos de gravedad, y China sería un 8. Soy negativa sobre los bancos chinos, y sus préstamos fuera de balance. El volumen de los préstamos de China se ha duplicado entre diciembre de 2007 y mayo de 2011. Un ejemplo de libro de una burbuja de crédito”, afirmaba Jim Antos

“Los préstamos bancarios se han situado en los 6.500 dólares per capita en 2010, comparado con los 4.400$ per capita del Producto Interior Bruto. Una posición insostenible”, añadió.
“Algunos prestigiosos analistas estiman que los préstamos podrían incrementarse un 6%, un 10% o hasta un 15% en los próximos años. Pero estas estimaciones son exageradas y poco realistas. La tasa de mora se podría duplicar en los próximos 3 años. Aunque este año la burbuja no va a estallar, lo hará en los próximos 2 o 3 años a partir de ahora”.

Pero este no es el único analista que advierte sobre la situación China. Hace unas semanas, el famoso inversor George Soros (el mismo que este fin de semana declaraba que probablemente sea inevitable la salida de algún país de la zona euro), afirmaba que China había perdido su oportunidad para frenar la inflación y ahora corre el riesgo de un Hard Landing (aterrizaje forzoso).

“El país está en una pequeña burbuja. Hay algunos indicios de que China está perdiendo el control”, afirmaba Soros.

Si el escenario que plantean estos dos analistas se confirmara, la repercusión en las dañadas economías de Europa y de EE.UU. sería importante, y los mercados financieros desarrollarían un importante movimiento bajista, que según algunos análisis, les llevarían a los mínimos de marzo de 2009.

Pero existe otra alternativa menos perjudicial: Un “aterrizaje suave”.

Y este es el escenario que defiende uno de los equipos de economistas mundiales más competentes y que más aciertos han contemplado en el pasado reciente. Los analistas de Danske Bank.

En un reciente artículo de investigación Danske Bank señala que después de haber estado sin cambios en los últimos tres meses, el PMI manufacturero de China en junio bajó a 50,1 desde 51,6 de mayo. Fuerte descenso, pero que sugiere aún un “aterrizaje suave”.

Parece que hay dos razones fundamentales para el débil dato del PMI en junio. En primer lugar, hay indicios de que un menor crecimiento está empezando a hacer mella en las exportaciones de China. En segundo lugar, parece que los fabricantes chinos están recortando inventarios, ya que el componente de inventarios de productos finales es el más bajo desde marzo de 2009.

Por otro lado, el ratio entre nuevas órdenes/inventarios ha mejorado por tercer mes consecutivo en junio, y el componente de precios de producción ha disminuido notablemente, lo que sugiere que la presión inflacionista se está moderando.

Mientras que la debilidad en las exportaciones es una preocupación, la evolución del PMI manufacturero es consistente con nuestra visión de que el crecimiento del PIB en China se moderará al 7-8% en el segundo trimestre del 2011, frente al crecimiento del 10% en el primer trimestre.

Nuestra perspectiva para la política monetaria del Banco de China es que probablemente adoptará en breve una posición más acomodaticia, y aunque una subida de tipos podría tener lugar en algún punto de este año (según la agencia de noticias Xinhua, esta subida de tipos será dentro de un mes, y habrá otra durante este año), estaríamos en las fases finales de esta fase de restricción monetaria.

A pesar de que los analistas de Danske Bank se decantan por un escenario económico de aterrizaje suave, lo que sería muy beneficioso para la recuperación económica mundial en la segunda mitad del año, y en todo el 2012, existen importantes riesgos que tendremos que monitorizar de una manera muy cercana. Y el principal, desde mi punto de vista, es el posible estallido de su burbuja inmobiliaria.

Aunque es cierto que la relación entre préstamos/depósitos sugiere que los bancos chinos aún presentan abundante liquidez para manejar posibles crisis futuras (no todo lo que se deposita se está prestando. Se estima que sobre el 60% de lo que se deposita, se presta), existen preocupantes datos que señalan una sobrevaloración de los activos inmobiliarios comparable a la sufrida por algunos países europeos recientemente.

Recordemos las palabras del prestigioso gestor de Hedge Fund, Jim Chanos (predijo el colapso de Enron), tras una visita de su equipo a China.

“La burbuja (inmobiliaria) está realmente en el otro lado del mundo. Después de lo que mi equipo ha encontrado, vinieron diciendo que no somos lo suficientemente bajistas”.

Habrá que estar atentos, porque una crisis en China, haría palidecer a la actual crisis de deuda en Europa.

ABOUT THE AUTHOR: Blincacequias

RELATED POSTS

A %d blogueros les gusta esto: