El RBA mantiene sin cambios sus tasas de interés

Home \ ©Al dia \ El RBA mantiene sin cambios sus tasas de interés

El Banco de la Reserva de Australia ha sorprendido a los mercados y ha dejado la tasa de interés oficial sin cambios al 2,25%, pese a las expectativas de una segunda bajada de tasas consecutiva para combatir la debilidad de la inflación y la decepcionante inversión de capital privado en el T4. En la declaración posterior a la reunión, el gobernador Glenn Stevens reiteró que el AUD sigue por encima de la mayoría de las estimaciones de su valor por fundamentales,

dado el significativo descenso en los precios de materias primas clave. Un punto clave que preocupa al RBA sigue siendo el fuerte crecimiento de los créditos en el mercado de la vivienda, que probablemente es el motivo por el que el Banco haya dejado las tasas sin cambios. No obstante, Stevens sí que dijo que “una mayor relajación de la política monetaria podría ser apropiada en el período que tenemos por delante”, de modo que la puerta a nuevas rebajas de tasas no está cerrada en modo alguno.
Graph_103032015 Dado que los mercados financieros habían descontado la probabilidad de una rebaja de tasas, el AUD/USD se reafirmó al alza casi un 0,90% tras la decisión, hasta tocar nuestra línea de resistencia en los 0.7840. Durante las primeras horas de negociación europea el par se ha mantenido cerca de ese nivel, y una clara ruptura de ese obstáculo es necesaria para que haya nuevas extensiones, quizás hasta nuestra siguiente zona de resistencia en los 0.7900. Sin embargo, teniendo en mente que el RBA podría relajar más su política monetaria próximamente mantenemos nuestra perspectiva de medio plazo en cuanto a que el par probablemente cuestione el territorio de los 0.7500 en el futuro. Es probable que China decida esta semana un objetivo de crecimiento más bajo para este año, ya que continúa centrándose en reestructurar su economía. Dado que China absorbe por sí misma un 35% de las exportaciones de Australia, es probable que el impacto de este cambio siga reverberando a través de la economía australiana durante el resto del año y haga bajar aún más los términos comerciales del país y el AUD.
Graph_203032015
En cuanto a los datos, el déficit por cuenta corriente de Australia se ha reducido un poco en el cuarto trimestre, mientras que las licencias de construcción han saltado inesperadamente al alza en enero, un giro con respecto al mes anterior. Los datos, no obstante, ejercieron un impacto limitado sobre la divisa ya que la atención de los inversores estaba pendiente de la decisión sobre tasas.

• Suben los salarios japoneses El salario base normal de Japón subió en enero un 0,8% en tasa interanual, la mayor subida desde el 2000. Los ingresos totales en metálico subieron un 1,3% interanual, el 11º incremento consecutivo. ¿Buena noticia, no es cierto? ¡Pues no! Tras descontar la inflación, los salarios cayeron un 1,5% interanual. Esto muestra que aunque la administración de Abe está haciendo algún progreso en cuanto a conseguir que las empresas suban los salarios, no se acerca siquiera a contrarrestar el “éxito” de sus esfuerzos para impulsar la inflación. Con el poder adquisitivo de los hogares en caída, las empresas se vuelven incluso más dependientes de las exportaciones. Es probable que ello signifique que en lo sucesivo la administración dependerá más aún de una política de yen débil.
Graph_303032015Los datos económicos de EE. UU. del pasado jueves mostraron que los gastos personales cayeron en enero un 0,2% m/m tras caer un 0,3% el mes previo, por debajo de las expectativas del mercado de un -0,1% m/m. Estos fueron los dos primeros meses consecutivos de descenso desde primeros de 2009. Parece ser que pese a los menores precios de la energía y la buena marcha de la contratación, los consumidores prefirieron aumentar sus ahorros en lugar de impulsar sus gastos. Los ingresos personales subieron un 0,3% m/m, lo mismo que en diciembre, lo que hace subir la tasa de ahorro hasta el 5,5% desde el 5%.

• Al mismo tiempo, el deflactor del PCE se frenó hasta un +0,2% interanual desde el +0,7%, pero el deflactor subyacente del PCE subió un 1,3% interanual, el mismo ritmo que en diciembre. Esto estaba en línea con los datos de IPC publicados la semana pasada, y ofrece nuevas evidencias de que los bajos precios de la energía son sin duda el principal motivo que está detrás del enfriamiento de la cifra general de inflación, como apuntó la presidenta de la Fed Yellen en su testimonio semestral. El índice manufacturero ISM ha descendido en febrero, lo que sugiere un enfriamiento en el sector manufacturero. Pese al 4º descenso consecutivo, el índice estaba más o menos en línea con las expectativas y aún aguanta por encima del umbral de los 50. El balance neto del conjunto de datos contradictorios mantuvo al USD desigual frente a sus principales contrapartes, en contraste con las acciones de EE. UU., que finalizaron la sesión con el Nasdaq rompiendo al alza el nivel psicológico clave de los 5000 por primera vez desde marzo de 2000.

• Puntos a destacar para hoy: Las ventas minoristas alemanas de enero fueron mucho más fuertes de lo esperado, ya que subieron en tasa interanual un 5,3% desde el 4,0% de diciembre, en contraste con las expectativas de un enfriamiento. Pese a que este indicador no suele ser un factor que ejerza un impacto importante sobre el mercado, el euro se fortaleció ligeramente con el dato.

• En el Reino Unido tenemos el PMI de la construcción para el mes de enero. Como con el PMI manufacturero publicado este lunes, una sorpresa positiva podría mantener apoyada a la GBP.

• Desde Canadá se espera que el PIB mensual de diciembre rebote con respecto al descenso del mes anterior. No obstante, el pronóstico de diciembre no basta para conseguir acelerar el conjunto del PIB para el cuarto trimestre. A la espera de la reunión de política monetaria del Banco de Canadá prevista para este miércoles, una débil tasa de crecimiento del PIB podría ejercer una mayor presión vendedora sobre el CAD.

• En cuanto a las comparecencias, hablan el gobernador del Riksbank Stefan Ingves y el gobernador del BoE Mark Carney.

Preparado por: Marshall Gittler, Charalambos Pissouros y Sakis Paraskevov

ABOUT THE AUTHOR: Fernando Valverde Cortes

RELATED POSTS

A %d blogueros les gusta esto: