Construcción & Vivienda

Home \
Ene 16

Cláusula suelo: cómo te afectará la sentencia aunque no tengas hipoteca

La sentencia del TJUE a favor de la devolución de los importes cobrados de más por la cláusula suelo supone un duro golpe para la banca. En total, se estima que las entidades tengan que devolver unos 4.200 millones de
Dic 27

¿Qué puedo hacer con el dinero que me devuelvan por la cláusula suelo de mi hipoteca?

La sentencia del Tribunal Superior de Justicia de la Unión Europea dictada el pasado miércoles ha supuesto un duro varapalo para la banca y una sorpresa para la mayoría de los consumidores. El alto tribunal ha fallado a favor de
Dic 26

Cómo saber en 3 pasos si te sale a cuenta subrogar la hipoteca

Aunque en ocasiones la comisión por subrogación no venga escrita en el contrato, la ley establece un máximo que el banco puede cobrar. El mercado hipotecario español se encuentra inmerso en un profundo ciclo de cambio. La gran batalla por
Oct 14

Préstamo para reformas: 3 claves para ahorrar en su contratación

Cada vez son más las familias que deciden reformar el interior de sus viviendas, ya sea para adaptar el espacio a sus gustos o para ponerlo a punto antes de alquilarlo. El coste de esta inversión puede ser elevado, de unos 3.700 euros de media según el portal Habitissimo, lo que obliga en algunos casos a pedir financiación al banco para poder afrontar los gastos de los servicios de interiorismo y decoración. Las entidades disponen de un amplio catálogo de préstamos personales con los que podemos obtener la financiación que necesitamos para reformar el interior de nuestra casa y algunos de ellos están específicamente diseñados para ese fin. Sin embargo, tal como apuntan desde el comparador financiero HelpMyCash.com, antes de contratar el crédito es aconsejable tener en cuenta varios aspectos para no tener que pagar más dinero de la cuenta. Planifica los gastos para no pagar de más por tu crédito Aunque contratar un préstamo siempre supone un coste, podemos ahorrar una cantidad importante de dinero tomando unas sencillas medidas: Hacer un presupuesto ajustado y pedir solamente el dinero que necesitamos. Cuanto más nos presten, mayor será el coste en intereses, por lo que el importe del préstamo debe ser lo más reducido posible. En ese sentido, es aconsejable utilizar una parte de nuestros ahorros para cubrir los gastos de la reforma, ya que así podremos pedir menos dinero al banco. El plazo del crédito no debe ser muy prolongado. Aunque parezca contradictorio, cuanto menor sea el importe de las cuotas (y más largo sea el plazo de reembolso), más dinero pagaremos en intereses. Por tanto, nos conviene seleccionar un plazo que nos permita abonar las mensualidades sin problemas y que, a la vez, sea lo más corto posible. Comparar varios préstamos reforma para saber cuál es el más atractivo. Si nuestro banco aprueba nuestra solicitud de crédito, es recomendable pedirle una oferta vinculante. Así tendremos hasta 14 días para comparar el préstamo ofrecido con el resto de los créditos del mercado y podremos encontrar el producto que se ajuste mejor a nuestras necesidades financieras y a nuestro perfil. Factores que encarecen el precio de un préstamo para reformas A la hora de comparar el precio de varios créditos para reformas no debemos fijarnos solamente en el tipo de interés aplicado, ya que estos productos suelen incluir otros costes adicionales en su “letra pequeña”. Veamos cuáles son los distintos gastos que deberemos afrontar si contratamos un préstamo para reformar el interior de nuestro hogar: Tipo de interés nominal (TIN): es un porcentaje que se aplica sobre el capital pendiente de pago y que determina cuánto dinero deberemos abonar en cada cuota y en total. Puede ser fijo o variable; si es fijo, se mantiene sin cambios durante toda la vida del crédito; si es variable, puede sufrir modificaciones dependiendo de las oscilaciones del índice tomado como referencia, que normalmente es el euríbor. Comisiones: son los costes de las gestiones y de los trámites que debe hacer la entidad para estudiar la solicitud y poner el dinero a disposición del cliente. Las más comunes son la de apertura, la de estudio y la de cancelación o amortización anticipada. Productos vinculados: en muchos casos, para acceder a un préstamo deberemos contratar una serie de productos vinculados (seguros, tarjetas de crédito…). Este coste de vinculación deberá añadirse al precio final del crédito. Gastos de notaría: si firmamos el contrato del crédito ante notario, también deberemos pagar sus honorarios. Los préstamos concedidos por las entidades financieras tradicionales suelen incluir todos estos costes, pero los créditos de la banca online no suelen tener ni comisiones ni gastos de vinculación o de notaría. Es el caso, por ejemplo, del Préstamo Plan de BigBank, con el que podemos obtener hasta 15.000 euros para reformar nuestra vivienda al 6,95 % TAE.
Oct 13

Hipotecas online: ¿podemos fiarnos en su contratación?

Poco a poco la banca tradicional va perdiendo fuerza en favor de la banca electrónica. Aunque todavía sigue siendo la opción principal para la mayoría de los consumidores que contratan un préstamo hipotecario, cada vez son más los usuarios que apuestan por las hipotecas online. Según HelpMyCash.com, los recelos que pueda suscitar la ausencia física de la entidad, son mitigados por las mejores condiciones que ofrecen este tipo de préstamos hipotecarios. Ventajas de contratar una hipoteca online Solicitar una hipoteca a través de la red acortará los plazos, puesto que para encontrar las mejores ofertas no tendremos que acudir a las oficinas bancarias. Tan solo necesitaremos navegar entre las ofertas online de las entidades o utilizar un comparador de hipotecas gratuito. Las hipotecas online, cuentan con una ventaja respecto a los préstamos hipotecarios tradicionales, y es que suelen aplicar un menor número de comisiones (sobre todo de apertura y de amortización), ya que las entidades se ahorran los gastos del personal que realiza las gestiones cara a cara. También es frecuente que este tipo de entidades conceda plazos mayores. Las hipotecas de banca física suelen ofrecer plazos de hasta 30 años, mientras que en la banca online podemos encontrar hipotecas de hasta 40 años. A pesar de que perdemos el contacto físico y el poder de negociación que nos ofrece la comunicación cara a cara, firmar una hipoteca a través de internet puede ser más transparente, puesto que las entidades presentan la información de forma más detallada. Inconvenientes de las hipotecas online Aunque las hipotecas online benefician en bastantes aspectos al cliente, también tienen algunos contrapuntos. Por ejemplo, como mencionábamos anteriormente, este tipo de hipotecas no permiten la negociación o al menos la complica. Las hipotecas a través de la red son menos flexibles, por la peor comunicación entre el consumidor y el personal bancario. La impersonalidad es otro de los puntos flacos del mundo virtual. Tratar de comunicarnos con la misma persona si llamamos a la entidad por teléfono puede llegar a ser una misión imposible. Por lo que tendremos una sensación de impersonalidad. Por último, otra de las desventajas de este modelo financiero son los requisitos. Los bancos online nos exigirán mayores garantías de pago, por lo que los requisitos serán más elevados.
Oct 04

Índice de referencia sustitutivo en hipotecas, ¿enemigo o aliado?

Imagínense que un buen día al despertar nuestro querido sistema métrico ha desaparecido. En ese momento tendríamos que recurrir a otros sistemas de medida que pudieran cubrir esta necesidad. Pues bien, esta extraña situación podría tener lugar con el índice de referencia de su hipoteca y daría lugar a la activación del índice sustitutivo, normalmente recogido en el mismo contrato hipotecario. Negociar este índice puede evitarnos muchos sustos innecesarios, apuntan desde el comparador de hipotecas HelpMyCash.com. Hipotecas referenciadas a euríbor El euríbor es el índice rey de las hipotecas españolas, presente prácticamente en 9 de cada 10 préstamos para vivienda a tipo variable. Su desaparición podría tener importantes consecuencias para la economía de cientos de miles de familias, para bien o para mal. A este respecto hay que señalar un futuro e importante cambio en el euríbor: el lanzamiento del euríbor plus. Aunque no se trate de un índice de referencia completamente nuevo, de hecho es el mismo índice, pero con diferencias en el cálculo, algunas entidades podrían entender esta modificación como la extinción del actual euríbor. Esto significaría que en lugar de mantener la nueva actualización del euríbor, se pasaría a lo que se indicara en el apartado de índice sustituto, con el consiguiente riesgo de que se nos aplique IRPH, encareciendo sensiblemente nuestra cuota mensual. Si este es nuestro caso, es importante ponerse en contacto con nuestra entidad para que nos explique cuál será nuestro devenir. Podemos contar con la ayuda de guías gratuitas sobre el euríbor plus como la que ha elaborado el comparador HelpMyCash.com, que amplían esta información. ¿Ha sucedido esto antes? No es la primera vez que un índice de referencia desaparece. Este es precisamente el motivo por el que podemos encontrar cláusulas en los contratos hipotecarios que responden a este problema. Aquellos que tenían IRPH Cajas o CECA vieron como en 2013 dejaban de publicar este índice, sufriendo el consiguiente cambio. En este caso, siguiendo la regla del Banco de España, podían darse los siguientes casos: Si el interés estaba referenciado a IRPH cajas o CECA y se especificaba que se mantendría como fijo el último interés aplicado, las hipotecas mutaron a interés fijo. Si teníamos los índices anteriores, pero no se especificaba ningún sustitutivo o el que figuraba también desaparecía, se pasaba a tener IRPH entidades (aún en vigor) “aplicándole un diferencial equivalente a la media aritmética de las diferencias entre el tipo que desaparece y el citado anteriormente, calculadas con los datos disponibles entre la fecha de otorgamiento del contrato y la fecha en la que efectivamente se produce la sustitución del tipo” Tres años más tarde de estas modificaciones aún siguen apareciendo casos de cambios indebidos, por lo que resulta vital estar al tanto de cómo procederá la entidad frente al cambio de índice.
Oct 03

Alquilar con opción a compra: ventajas e inconvenientes

En España, la compra de vivienda siempre ha sido un caballo ganador frente al alquiler, aunque en los últimos meses esta tendencia está cambiando. Según un estudio de Fotocasa el 23,5 % de los españoles paga un alquiler, frente al 15 % que lo hacía hace cuatro años. Sin embargo, existe una modalidad, como el alquiler con opción a compra, que sigue pasando desapercibida para los españoles. El comparador financiero HelpMyCash.com nos muestra las ventajas y desventajas del alquiler con opción a compra. Ventajas de alquilar con opción a compra Este tipo de alquiler puede ser la opción perfecta para acabar comprando una vivienda, por los siguientes motivos: Es una buena opción para parejas que están pensando vivir juntos por primera vez, pero no tienen los recursos económicos suficientes como para afrontar el coste de una hipoteca. Con el alquiler con derecho a compra se pueden destinar las mensualidades del alquiler al pago de la vivienda y disponer de más tiempo para ahorrar, y en un futuro adquirir el inmueble. El futuro precio de la compra se establece en la firma del contrato de alquiler. Esta es una muy buena noticia, puesto que los precios de la vivienda están remontando, de forma que si fijamos el precio del inmueble hoy, será más bajo que dentro de dos o tres años. Podemos conocer la vivienda más a fondo antes de comprarla, a la par que podemos ahorrar y negociar con el banco las condiciones del préstamo hipotecario. Inconvenientes de alquilar con opción  a compra Sin embargo, el contrato de alquiler con opción a compra parece que no acaba de afianzarse como una alternativa seria, por los siguientes contrapuntos: El inquilino debe abonar una prima inicial en concepto de señal por la compra, puede ser de hasta el 10 %. Si una vez finalizado el periodo de alquiler no hacemos efectiva la opción de compra acabaremos perdiendo la prima inicial, entregada en concepto de garantía de compra. El propietario no estaría obligado a alargarnos el contrato de alquiler del inmueble, pudiéndolo alquilar a otros inquilinos e incluso venderlo. Si durante el tiempo que se ha estado pagando el alquiler el precio de la vivienda cae considerablemente, no tendremos posibilidad de renegociar el precio de compra. El propietario actual del piso debe pagar impuestos, por un lado por la aceptación de la prima inicial, y por otro lado cuando se ejecute la opción a compra. De esta forma el propietario acabará pagando dos veces por el mismo concepto. Por tanto, entre estos inconvenientes podemos encontrar las principales razones por las que el alquiler con opción a compra sigue siendo una opción poco representativa a la hora de buscar piso. En concreto, los impuestos y el pago inicial de los inquilinos de una prima, que pueden perder, son los dos obstáculos más grandes del alquiler con opción a compra.