El esfuerzo de las Administraciones Públicas consigue controlar el déficit

Home \ ©Al dia \ El esfuerzo de las Administraciones Públicas consigue controlar el déficit

deficitSi el objetivo inicial era cerrar el ejercicio con un déficit de 68.340 millones de euros, finalmente se ha cerrado con 67.755 millones de euros, es decir, 585 millones de déficit menos. Esta cifra representa el 6,62 % del PIB, frente a un objetivo del 6,50%, una ligera desviación de una décima que, por otro lado, se va a corregir en los próximos meses con la revisión metodológica del PIB al alza.

El déficit de la Administración Central ha sido del 4,33% sin ayuda financiera; el de las Comunidades Autónomas alcanza el 1,54%, y el de la Seguridad Social el 1,16% del PIB. Las Corporaciones Locales tuvieron un superávit del 0,41% del PIB. Finalmente, las ayudas al sector financiero tuvieron un impacto en 2013 de 0,46 puntos del PIB.
Reducción del déficit estructural

Hay que destacar el importante esfuerzo fiscal realizado durante 2013. La Unión Europea exigía que el ajuste fuera de 1,1 puntos de PIB, pero se ha superado con creces, alcanzando 1,56 puntos. Esta reducción del déficit estructural se alcanza por el impacto de las medidas aplicadas por el Gobierno, que se estima en más de 30.000 millones de euros. Consecuencia de este esfuerzo es que España alcanza, por primera vez desde 2007, un superávit estructural primario del 1,13% de PIB, tras una reducción del déficit estructural primario de 1,9 puntos de PIB.

La senda es la correcta. El déficit se sigue reduciendo, incluso en un año recesivo con un caída del PIB en términos reales de -1,2%, que hubiera llevado por sí sólo a un aumento del déficit, se ha logrado reducirlo por el efecto de las medidas de consolidación fiscal. El ajuste estructural alcanzado supera, así, al exigido por la Unión Europea.
Gastos e ingresos

El gasto total se ha reducido en 2.453 millones de euros respecto al objetivo fijado. Ha habido una reducción de una décima en la ratio gasto sobre el PIB respecto al objetivo. Sobre un objetivo del 44,5% del PIB, se ha conseguido un resultado del 44,4%. Caen las partidas de gasto fundamentales en 6.642 millones de euros (consumo público e inversiones) por efecto de las medidas aplicadas a todos los niveles de las AAPP; mientras que crecieron los gastos ineludibles unidos a la coyuntura desfavorable de 2013, las prestaciones sociales monetarias crecieron en 2.285 millones y el gasto en intereses en 3.583 millones.

El consumo público se ha reducido en 2.158 millones de euros respecto a 2012 en las partidas que constituyen el núcleo del gasto público: remuneración de asalariados (teniendo en cuenta que se ha contado en 2013 con un gasto de 5.000 millones de paga extraordinaria que no se produjo en 2012); consumos intermedios (reducción de 2.238 millones en el gasto corriente en bienes y servicios). En resumen, la cuantía del consumo público ha cumplido con el objetivo previsto (100 millones menos de gasto respecto el objetivo).

Además, se ha logrado un aumento de ingresos totales de 3.664 millones en la contabilidad nacional respecto a 2012, a pesar del impacto del ciclo sobre los ingresos tributarios y las cotizaciones sociales, de nuevo debido al impacto normativo. Los ingresos se han quedado una décima por debajo del objetivo: 37,8% del PIB frente al 37,9% previsto.

En términos homogéneos, el crecimiento de los ingresos tributarios de 2013 respecto de 2012 ha sido de 6.100 millones, lo que supone un crecimiento del 3,7%. En términos brutos, en el año 2013 se recaudaron 168.847 millones de euros de ingresos tributarios, lo que supone un incremento de un 0,2% respecto a 2012 (281 millones). Sin el efecto de estas medidas normativa (11.897 millones de euros), la recaudación tributaria del Estado hubiera caído casi un 7% (-6,89%). En 2013, el mejor comportamiento de los impuestos indirectos (2.131 millones de euros más que en 2012) compensa la menor recaudación por impuestos directos (2.031 millones de euros menos).

En el mes de febrero 2014, los ingresos tributarios ascendieron a 20.188 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 20% respecto del mismo mes de 2013. En términos homogéneos, el crecimiento es del 7,7%. La desviación con el PGE 2013 por la peor evolución del ciclo, se recupera a inicio de 2014 por la mejora de las bases imponibles agregadas desde el tercer trimestre de 2013.

Es este impacto normativo el que conduce a la reducción del déficit estructural, aun en un entorno de grave crisis, cumpliendo con lo comprometido ante la UE.
Administración Central

La Administración central ha registrado un déficit de 44.326 millones de euros, lo que representa el 4,33%. La desviación sobre su objetivo se debe, fundamentalmente, a la ejecución de las políticas sociales. El Estado ha tenido que transferir casi 30.000 millones de euros a la Seguridad Social, de los que 16.396 han ido al Servicio de Empleo Público Estatal y 13.401 millones al sistema de la Seguridad Social para pensiones no contributivas, complementos a mínimas, etc. La Administración central es la principal garante del Estado de Bienestar, y ese compromiso de solidaridad con las políticas sociales es el motivo más importante de esa desviación del objetivo.
Comunidades Autónomas

Las Comunidades Autónomas han continuado realizando un extraordinario esfuerzo de consolidación durante todo el año pasado, cerrando con un déficit del 1,54% del PIB, frente al 1,86% que registraron en 2012. Esta cifra supone 15.781 millones de euros de déficit.

Aunque dentro de este resultado global el comportamiento de las CCAA no ha sido homogéneo, cabe destacar el esfuerzo generalizado en las partidas de gasto.

-Las Comunidades Autónomas que mejor resultado han registrado cumpliendo con su objetivo de estabilidad presupuestaria son Extremadura, Cantabria, Canarias, Madrid, La Rioja, Asturias, País Vasco, Castilla y León, Galicia, Baleares y Andalucía.

Murcia, Valencia, Castilla la Mancha, Aragón, Cataluña y Navarra, por el contrario, han registrado un dato por encima del objetivo.
Corporaciones Locales
Rueda de prensa de Cristóbal Montoro

Durante 2013 las Corporaciones Locales presentan un superávit de 0,41 puntos del PIB, que prácticamente duplica el resultado positivo del año anterior.

Este saldo es consecuencia de un incremento de los recursos no financieros en un 1,9% y de una contención en las partidas de gasto del 1,2%, en parte derivado del sistema de financiación. Las partidas de gasto sobre las que podían actuar se reducen en 308 millones de euros en contabilidad nacional. La mayor parte del ahorro proviene de los gastos de capital. Las entidades más endeudadas deberán destinar el superávit a reducir este nivel de endeudamiento.
Administraciones de la Seguridad Social

Por último, las Administraciones de la Seguridad Social han registrado en 2013 un déficit de 11.861 millones de euros, un 1,16 por ciento del PIB, un 16,73 por ciento más que en el ejercicio anterior y 0,24 puntos por debajo del objetivo de déficit del 1,40 por ciento.

Esta cifra es consecuencia de un descenso en los ingresos por cotizaciones sociales de un 2,4%, aunque compensado con mayores transferencias del Estado al Sistema (un 35,6% más), y de un crecimiento del 4,2% en prestaciones (contributivas y no contributivas), incremento directamente relacionado con el mayor número de pensiones y con el mayor importe de la pensión media.

El Servicio Público de Empleo Estatal (SPEE) presenta resultado positivo en sus cuentas, con un superávit de 1.140 millones en contraste con el déficit de 292 millones registrado en 2012. En términos del PIB supone una mejora de 0,14 puntos porcentuales.

ABOUT THE AUTHOR: Belaruss

RELATED POSTS

A %d blogueros les gusta esto: