Comunidad ENP

Sigue el mercado financiero

{keyword}
  • discapacidad

    discapacidad

    El 54% de las personas encuestadas le piden al año nuevo un empleo estable, igualitario y acorde a sus competencias profesionales.

  • A pesar de que 2016 se cierra con una cifra récord en la firma de contratos para personas con discapacidad, un 86% de los encuestados cree que las empresas aún no están lo suficientemente concienciadas sobre los beneficios que a nivel organizacional tiene la contratación de personas con discapacidad y que solo lo hacen para cumplir la Ley General de Discapacidad (LGD).
  • La tendencia ascendente en la contratación de personas con discapacidad contrasta con su tasa de actividad situada en un 33,9%, 44 puntos por debajo de la tasa de actividad de las personas sin discapacidad.
  • Un 62% opina que en la actualidad la discapacidad es un obstáculo para acceder al mercado laboral. Por esta razón, un 77% asegura que es fundamental seguir promoviendo campañas de sensibilización para su plena inclusión laboral. Igualmente, un 78% considera muy importante la necesidad de educar y sensibilizar en torno a la discapacidad y la diversidad desde la infancia.
  • Responsabilidad, capacidad de trabajo en equipo, motivación constante y compromiso son las principales fortalezas con las que cuentan las personas con discapacidad a la hora de trabajar según los encuestados.

Por séptimo año consecutivo, la Fundación Adecco presenta el informe ¿Qué tres deseos le piden al año nuevo las personas con discapacidad?, un análisis cuyo objetivo es concienciar a la sociedad de las necesidades y reivindicaciones de estas personas. Este informe basa sus conclusiones en una encuesta realizada a 120 personas con discapacidad.

El principal protagonista en la lista de deseos de las personas con discapacidad encuestadas ha sido el empleo. Y es que un 62% opina que la discapacidad es un obstáculo a la hora de encontrar un puesto de trabajo. Un 54% ha mencionado esta variable en uno de sus tres deseos haciendo hincapié en la necesidad de que este sea estable, igualitario y acorde a sus competencias profesionales. En relación a esto último, se deduce que muchos de los encuestados desean que la sociedad en general y, las empresas en particular, reconozcan sus capacidades a través de una visión renovada de la discapacidad, dejando atrás conceptos que tradicionalmente han ido ligados a ella como la dependencia, la inactividad o la formación poco cualificada. Una concepción errónea de la discapacidad que para un 78% de los encuestados hace que las personas con algún tipo de discapacidad solo puedan acceder a puestos de trabajo de poca responsabilidad.

Para evitar estas situaciones, las personas con discapacidad hacen un llamamiento a las empresas para que tengan en cuenta el talento y las capacidades que son capaces de aportar a las compañías. En este sentido, las personas que han participado en el estudio apelan a la responsabilidad (60%), la capacidad de trabajo en equipo (48%) y la motivación constante (41%) como  algunos de sus puntos fuertes a la hora de trabajar. A estos le siguen el compromiso (30%),  la ilusión(29%) y una actitud madura (25%). Sin olvidarnos de la formación y renovación continuada de sus conocimientos, un deseo al que también se hace alusión en el informe.

Para Francisco Mesonero, director general de la Fundación Adecco: “el trabajo es el instrumento más importante con el que contamos para normalizar la vida de las personas con discapacidad. Aunque las cifras de contratación siguen una tendencia positiva y ascendente, debemos seguir trabajando para derribar las barreras que ponen freno a las personas con discapacidad en su desarrollo profesional como la sobreprotección, la discriminación o el desconocimiento. Debemos trabajar no sólo para que estas personas encuentren un empleo, también para que este sea un trabajo igualitario y acorde a las expectativas y formación que tienen, algo que no siempre ocurre como nos ponen de manifiesto en muchas ocasiones”.

Además de este llamamiento, las personas con discapacidad preguntadas piensan que hay que seguir trabajando para eliminar del lenguaje colectivo términos peyorativos que aún se utilizan como minusválido (91%), creen que los recortes de los últimos años han hecho peligrar sus derechos sociales (89%) y que no se les escucha más allá del tejido asociativo (86%). 

El segundo deseo más repetido de las personas con discapacidad tiene que ver con la salud personal (26%) seguido de deseos y peticiones personales (20%) relacionados con aspectos como: acceso a una vivienda, amor y familia.

 

¿QUÉ LE PIDEN AL 2017 LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD?

%

Empleo

54%

Salud

26%

Deseos personales: vivienda, familia, felicidad, amor, etc.

20%

Fuente: Encuesta Fundación Adecco

El estudio ¿Qué tres deseos le piden al año nuevo las personas con discapacidad? se ha llevado a cabo en el contexto de un año en el que la contratación de personas con discapacidad ha alcanzado una cifra récord: desde enero a noviembre de 2016 se han firmado un total de 91.127 contratos, un 3,7% más que en 2015, año en el que se firmaron 87.851 contratos.

Este incremento en la contratación es sin duda alguna un indicador de la mejora global del empleo en las personas con discapacidad. Pero aún queda mucho camino por recorrer para alcanzar la plena su  inclusión laboral. Un 86% de los encuestados cree  que las empresas aún no están lo suficientemente concienciadas de las ventajas que tiene la contratación de personas con discapacidad no solo desde el punto de vista fiscal, también y muy importante desde el punto de vista organizacional y de ambiente de trabajo.

Por otro lado, las buenas cifras en la contratación de personas con discapacidad contrastan con su escasa tasa de actividad, 33,9% según el Instituto Nacional de Estadística (INE), 44 puntos inferior a la tasa de la población sin discapacidad. Esto quiere decir que las personas con discapacidad en edad laboral no tiene empleo ni se plantea buscarlo por motivos como: falta de autonomía provocada por una gran sobreprotección en su desarrollo vital que les impide desenvolverse por sí mismos, desconocimiento de las propias personas con discapacidad a la hora de buscar un empleo, miedo a ser rechazados y estereotipos que aún persisten en el tejido empresarial. También, lo que se conoce como “cultura del subsidio” puede llevar a que personas que reciben prestaciones del Estado, necesarias para garantizar unos recursos mínimos, no busquen empleo, fomentando así un estado de inactividad permanente.

Para favorecer la plena inclusión en el mercado laboral de personas con discapacidad los encuestados abogan por poner en práctica las siguientes medidas: un 77% cree que es fundamental promover medidas de sensibilización en las empresas que fomenten un mayor conocimiento en torno a la discapacidad, seguido de un 62% que opina que son necesarios más recursos que ayuden a las personas con discapacidad en su búsqueda de empleo. Relacionado con esto último, 6 de cada 10 piensa que es importante formar a las personas con discapacidad en habilidades sociales que les facilite su búsqueda de empleo.

Junto a todo esto, un 52% reclama una revisión de las políticas educativas en materia de discapacidad para concienciar sobre ella desde edades tempranas e igualmente, reclaman una mayor concienciación desde los medios de comunicación. Un 26% defiende una revisión de la política de prestaciones que, tal y como hemos comentado anteriormente, puede favorecer la inactividad permanente. 

(51) vistas. Suscribete al blog y compartir en redes sociales

Los comentarios estn cerrados

Conectate a traves de:

Suscribete en Tiempo Real

Metatrader 4

TRABAJA CON NUESTRO BROKER


  • Patrocinadores